¿Qué es el caucho? ¡Conoce nuestros felpudos de caucho!

El Caucho:

Esta sustancia natural –también la hay sintética– tiene unas propiedades determinantes: elasticidad, repelencia al agua y resistencia eléctrica.

El caucho natural se obtiene de una sustancia lechosa llamada látex, que se extrae de unas plantas tropicales entre las que destaca la hevea brasiliensis, originaria del Amazonas.

Cabe destacar que a esta planta también se la conoce por su acepción portuguesa, seringueira (“árbol que llora”), pues para su obtención se realiza un corte en el tronco por el que el árbol comienza a sangrar, a exudar el látex, que se recoge en un recipiente y, una vez coagulado, se recolecta para su posterior manipulación.

Grupo de heveas, con plantas de cacao a los lados: las heveas son sangradas cada cuatro días –70 y 80 cortes al año–, para que el corte coagule y la hevea se pueda recuperar.

Aunque no fue hasta el siglo XIX cuando se comenzó a sacar todo el rendimiento al caucho, como material para los felpudos –y sus múltiples usos– ya era conocida mucho antes de que Cristóbal Colón arribara al continente americano. De hecho, los indígenas de lo que en la actualidad es territorio peruano lo llamaban cauchuc (impermeable, en quechua).

 

El proceso de elaboración del caucho comienza en la plantación, donde las heveas son sangradas por los ‘seringueiros’ (sangradores, en portugués). Una vez coagulado el látex, es recolectado árbol a árbol. Luego es transportado a la planta procesadora. Un vez allí, el caucho es sometido a un estricto tratamiento, por el que es lavado, separado, triturado, granulado y secado durante 4 horas a 120oC. El último paso es el prensado y embalado en paquetes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Desde 1971 en el sector de los felpudos y suelos de caucho.

Contacta con nosotros